La AIE confirma desacoplamiento de las emisiones globales y el crecimiento económico

disminucion co2Según el análisis de los datos preliminares para 2015 publicados por la Agencia Internacional de Energía (AIE), las emisiones de dióxido de carbono relacionadas con la energía se mantuvieron estancadas por segundo año consecutivo, y la capacidad de generación por energías renovables aumentó en el mismo período.

El director ejecutivo de la AIE, Fatih Birol aseguró al respecto: “Los nuevos datos confirman una noticia sorprendente pero bienvenida del año pasado: ahora tenemos dos años consecutivos de emisiones de gases de efecto invernadero desacopladas del crecimiento económico”.

En el año 2015, las emisiones de CO2 se situaron en 32,1 millones de toneladas, después de haber permanecido estables desde 2013. Para la AIE, estos datos preliminares sugieren un desempeño fundamental de la electricidad generada por energías renovables, al representar el 90% de la nueva generación de electricidad en el año en análisis. Al mismo tiempo, la economía mundial continuó creciendo por encima del 3%, ofreciendo así una prueba más de que el vínculo entre el crecimiento económico y el crecimiento de las emisiones se está debilitando.

Los anteriores períodos en los que las emisiones disminuyeron con respecto al año anterior, que fueron en los años 1980, 1992 y 2009; estuvieron asociadas con la caída de la actividad económica a nivel mundial. Distinto es el caso de los dos últimos años, en los que la disminución de las emisiones viene asociado a un período de expansión económica global, con un crecimiento del PIB mundial del 3,4% en 2014 y 3,1% en 2015; según datos publicados por el Fondo Monetario Internacional.

Entre los países con mayores niveles de emisiones y con compromisos de disminución asumidos en la última reunión sobre el cambio climático realizada en París en diciembre de 2015, se destaca China; que redujo sus emisiones en un 1,5% sobre la base de la disminución del uso del carbón en los dos últimos años y la reestructuración económica hacia industrias menos intensivas en energía y los esfuerzos del gobierno para descarbonizar la generación de electricidad.

Los resultados alcanzados en al 2015, indican que China genera menos del 70% de la electricidad utilizando carbón, lo cual representa diez puntos porcentuales menos que en el año 2011. En el mismo período se incrementó la capacidad instalada de energía hidráulica y eólica, en un 9%, pasando del 19% al 28% de participación en la matriz energética del país.

Estados Unidos, el otro gran generador de gases de efecto invernadero; redujo sus emisiones en un 2% a partir del uso de gas natural para la generación de energía eléctrica en lugar del carbón.

En contraste, se observa un aumento en la mayoría de las economías en desarrollo de Asia y el Medio Oriente, y también un aumento moderado en Europa; compensando las disminuciones de China y Estados Unidos.

Según informa AIE, más detalles de los datos y del análisis se incluirán en el próximo informe especial sobre energía y calidad de aire, World Energy Outlook; que será publicado a finales de junio y que proporcionará un primer análisis en profundidad del papel que el sector de la energía desempeña en la contaminación del aire, una cuestión política fundamental, que hoy en día representa unas 7 millones de muertes prematuras al año. El informe proporcionará la perspectiva para las emisiones y su impacto en la salud, y ofrecerá a los políticos estrategias para mitigar la contaminación del aire relacionada con la energía en el corto y largo plazo.

Fuente:

http://www.iea.org/newsroomandevents/pressreleases/2016/march/decoupling-of-global-emissions-and-economic-growth-confirmed.html

Anuncios

Mapa interactivo online sobre las ciudades bajo el agua entre 2 ° C y 4 ° C

nivel mar asia

De continuar las emisiones de los gases de efecto invernadero (GEI) “business-us-usual” y se alcance un aumento de temperatura de 4°C; entre 470 a 760 millones de personas estarán en riesgo por el aumento del nivel del mar; según un nuevo informe de Climate Central de Estados Unidos. Si se lograra reducir las emisiones de manera de limitar el calentamiento a los 2°C, el número de personas en riesgo se “reduciría” de 130 millones.

El informe, escrito por los científicos Benjamin Strauss, Scott Kulp y Anders Levermann; del Instituto Potsdam para la Investigación del Impacto Climático; es acompañado por un mapa interactivo online que evalúa las implicaciones para todas las naciones y las ciudades costeras post-2100; considerando las relaciones entre el calentamiento causado por las emisiones de carbono, el nivel del mar global a largo plazo y los datos poblacionales.

En un escenario de 4°C, la peor parte se la llevaría China, con unas 145 millones de personas en riesgo por amenaza del aumento del nivel del mar. En caso de lograse controlar el calentamiento a los 2°C, la cantidad de personas en riesgo sería de aproximadamente 64 millones. Otros doce países tienen un riesgo de afectación a más de 10 millones de personas cada una, liderados por India, Bangladesh, Vietnam e indonesia.

“Los riesgos globales del cambio climático son muy claras con aumento del nivel del mar”, dijo Benjamin Strauss, autor principal del informe: “El resultado en París nos puede apuntar hacia la pérdida de innumerables grandes ciudades costeras y monumentos de todo el mundo, la migración sin fin, y a la desestabilización; o hacia una mayor preservación de nuestro patrimonio mundial, y un futuro más estable”, dijo.

Levermann, otro de los autores del informe;  agregó: “la subida del nivel del mar no es nada que temer, porque es lento, pero es algo de qué preocuparse, porque está consumiendo nuestra tierra, incluyendo las ciudades en las que creamos nuestro patrimonio futuro hoy”.

Mapa interactivo:

http://choices.climatecentral.org/#10/39.5623/117.3285?compare=temperatures&carbon-end-yr=2100&scenario-a=warming-4&scenario-b=warming-2

Informe evalúa el impacto de la Eficiencia Energética en la reducción de GEI

MTEEMR_2015_Cover_HRLas mejoras en eficiencia energética en los 29 países integrantes de la Agencia Internacional de Energía (AIE), impidió desde el año 1990 la emisión de más de 870 millones de toneladas de CO2, permitiendo además reducir el gasto en energía en 2014 en 550.000 millones de dólares (488.650 millones de euros), según un estudio de la AIE, denominado “Informe de Mercado de Eficiencia Energética 2015” (Energy Efficiency Market Report 2015).

El Informe evalúa el impacto de la eficiencia energética en el sistema energético y las perspectivas de una mayor inversión en eficiencia energética utilizando datos de los indicadores detallados país por país. En particular se evalúa en profundidad el mercado de la eficiencia energética de los edificios y el sector eléctrico. Las inversiones en eficiencia energética en el sector de edificios totalizaron unos USD 90 mil millones en 2014. En el sector de la electricidad, la eficiencia energética ha resultado fundamental para reducir el consumo de electricidad en los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo.

La promoción y expansión de los mercados de eficiencia energética es un fenómeno mundial, y el informe EEMR 2015 presenta una serie de estudios de casos a nivel nacional, estatal y municipal; incluyendo exámenes de las dos economías más grandes de América Latina, Brasil y México; que buscan la eficiencia energética como medio para impulsar la productividad y el desarrollo social.

También están recurriendo cada vez más a la eficiencia energética, países exportadores de energía, como Arabia Saudita y la Federación de Rusia; para aumentar sus exportaciones y reducir los costos del consumo creciente de energía doméstica. Además de los gobiernos nacionales, las principales zonas urbanas como Tokio, Seúl y París; están realizando cada vez más inversión en eficiencia energética, señala el informe de la AIE.

La eficiencia energética no sólo reduce las emisiones y las facturas de energía de los consumidores, sino que también mejora la seguridad y el balance del comercio energético. El informe muestra que en 2014, las inversiones en eficiencia energética en los últimos 25 años de los países miembros de la AIE, permitieron ahorros por USD 80 mil millones en importaciones de combustibles fósiles. Alemania evitó USD 30 mil millones en importaciones de energía el año pasado, al aumentar su superávit comercial en un 12%; Japón ahorró USD 10 mil millones al recortar su déficit comercial en un 8%.

El ritmo de las mejoras de la eficiencia, está aumentando el optimismo en torno a la viabilidad de una transición hacia un sistema energético que permita limitar el calentamiento global a los 2 grados centígrados. La intensidad energética, o la cantidad de energía necesaria para producir el producto interno bruto, tuvo una mejora del 2,3% en 2014 en los países de la OCDE, cercano al objetivo de 2,6% por año para frenar el aumento de temperatura global de la iniciativa Energía Sostenible para Todos de Naciones Unidas.

Informe e imagen:

http://www.iea.org/publications/freepublications/publication/MediumTermEnergyefficiencyMarketReport2015.pdf

Mapa interactivo de las promesas en la Cumbre sobre el Clima.

World leaders gathered in New York for the U.N. Climate Summit to tout what their countries are doing to combat climate change. Here are a few highlights.

Source: mashable.com

Un mapa interactivo permite conocer  los compromisos asumidos por los distintos países en la pasada Cumbre sobre el Clima, convocada por el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon.

Aquí un resumen con los principales anuncios y compromisos asumidos con respecto al cambio climático:  

Europe

Unión Europea: Reducir las emisiones en un 40% para 2030 en comparación con los niveles de 1990, y aspiran a reducir las emisiones en un 80 a 95% en comparación con los niveles de 1990 para el año 2050.También comprometió 14 mil millones de euros de financiación para el clima a socios fuera de la UE durante los próximos 7 años.

Reino Unido: Reducir las emisiones en un 80% en 2050 y se compromete 4 mil millones de libras de financiación para el clima en cinco años.

Dinamarca: Reducir sus emisiones un 40% en 2020 en comparación a los niveles de 1990. El país aspira a independizarse del uso de los combustibles fósiles para el año 2050.

Irlanda: Reducir los gases de efecto invernadero en un 80%  en 2050.

Suiza: Realizar una contribución minima de $100 millones de dólares para el Fondo Verde para el Clima, el mecanismo creado en el 2009 para que las naciones ricas transfieran fondos a países en vías de desarrollo y más vulnerables

Francia: Comprometió una contribución de 1.000 millones de dólares para el Fondo Verde para el Clima.

Noruega: Contribuirá con US $ 500 millones por año hasta el 2020 para combatir el cambio climático a través de la protección de los bosques.

Finlandia: La eliminación gradual de carbón en las centrales eléctricas en 2025. También contribuirá al Fondo Verde para el Clima.

Mónaco: Reducir sus emisiones en un 80% en 2051 en comparación a los niveles de 1990.

Estonia: Hacer una “contribución a largo plazo para las alianzas” con los pequeños Estados insulares en desarrollo en materia de adaptación y mitigación del clima.

Chipre: Reducir un 40% los gases de efecto invernadero como parte de la propuesta de marco de la Unión Europea para el año 2030.

Letonia: La integración de un sistema de contratación pública ecológica en todo el país.

Belgica: Reducir las emisiones en un 85% para 2050 en comparación de los niveles de 1990.

Grecia: Acompaña poner un precio al carbón y contribuir a los objetivos de la Unión Europea.

Alemania: Representante del Gobierno anunció en la Cumbre del Clima, que Alemania no apoyará ninguna nueva central de carbón. También se anunció su apoyo a la Declaración de Nueva York sobre los Bosques, que tiene como objetivo eliminar la deforestación para el año 2030.

Luxemburgo: Comprometió $ 6.8 millones de dólares para el Fondo Verde para el Clima – 1% de todo el PIB del país.

 América e Islas del Atlántico

Estados Unidos: El presidente Obama firmó una orden ejecutiva a todas las agencias federales para incorporar la resiliencia climática en los programas de desarrollo e inversiones internacionales. También contribuir con expertos y tecnología para ayudar a los países vulnerables a prepararse mejor para los desastres relacionados con el clima y las amenazas a largo plazo.

México: Para el año 2018, más de un tercio de la capacidad de generación de electricidad se basará en las energías renovables. Durante su intervención en la Cumbre sobre Clima convocada por la ONU, el presidente mejicano, Enrique Peña Nieto; señaló que “Para México, la atención al cambio climático es un compromiso de Estado. Los seres humanos somos la causa del cambio climático, pero también podemos ser la solución”. Además indicó que se deben incorporar mecanismos financieros robustos que apoyen las estrategias nacionales de los países en desarrollo.

Nicaragua: El 90% de las necesidades energéticas del país, se obtendrá de fuentes renovables para el año 2020.

Brasil: La presidenta Dilma Rousseff dijo que: “Brasil no anuncia promesas sino que muestra resultados. Hemos reducido la pobreza y hemos protegido el medio ambiente”, precisando que en su país “la deforestación se ha reducido en un 79%”, y que está cumpliendo con el compromiso de reducir las emisiones de dióxido de carbono entre “36 y 39%” para 2020. Rousseff se refirió a la acumulación de desastres naturales en los últimos años, adjudicada por la mayoría de los expertos al cambio climático, y recordó que afectan mayormente a los pobres. “En un mundo de injusticia ambiental los pobres son los más vulnerables”, indicó, pidiendo acciones para paliar esa situación, como un mejor acceso a servicios públicos, agua potable y salud.

Costa Rica: Comprometió 100% de energías limpias para el año 2016.

Trinidad and Tobago: 100% de la electricidad del país vendrá de gas natural, apoyando objetivo neto de cero emisiones globales antes de fin de siglo.

Perú: Implementar regulaciones para controlar la deforestación.

Chile: Compromiso de que un 45% de la capacidad de generación eléctrica instalada de aquí al 2025, provenga de fuentes energéticas renovables no convencionales. La presidenta chilena, Michelle Bachelet, reafirmó en la Cumbre del Clima el compromiso voluntario de Chile de reducir en un 20% sus emisiones para el 2020, dependiendo del apoyo que se reciba de la comunidad internacional.

Paraguay: Su Ministra de Medio Ambiente, afirmó en la Cumbre sobre el Clima; que la Ley de Servicios Ambientales ha permitido la certificación de 30.000 hectáreas de bosque en 2013 y que están en proceso de certificación de otras 70.000 hectáreas en comunidades indígenas.

Ecuador: Construcción de ocho centrales hidroeléctricas para el año 2017, que permitirá cambiar su actual matriz energética, basada en el uso de combustibles fósiles.

Uruguay: Reducir sus emisiones en un 85% para el año 2030.

Africa

Ethiopia: El Presidente del país comprometió emisiones cero para el año 2025.

Gabon: El Presidente Bongo Odimbo; dijo que en su país se ha reducido al 0,01 la tasa de deforestación anual, estando Gabón un 88% cubierto por bosques.

Uganda y Congo: República Democrática del Congo y Uganda se comprometen restaurar 30 millones de hectáreas de bosques dañados en 2020.

Mozambique: El país promoverá una economía baja en carbon como prioridad nacional.

Oriente Medio y Asia

Turquía: Alcanzar 1.3 millones de hectáreas de bosques en los próximos años.

Georgia: En las palabras de su Primer Ministro, la ambición del país es ser “un gigante de energía hidroeléctrica”. El país está trabajando para ser independiente del carbón para el año 2050.

Brunei: Reducir en un 63% el consume de energía para el año 2035.

Indonesia: Reducir las emisiones en un 26% para el año 2020, pudiendo el 40% de reducción con ayuda internacional.

Malasia: Reducir las emisiones en un 40% para el año 2020.

Corea del Sur: Compromiso de aporte de $100 millones de dólares para el Fondo Verde para el Clima.

Republica de Palau: Apoya la iniciativa del Banco Mundial para poner precio al carbono.

China: anunció que duplicará su apoyo financiero a la cooperación Sur-Sur en temas de cambio climático. También hará un aporte de 6 millones de dólares al Secretario General para promover esa cooperación entre los países en desarrollo. Además comprometió su viceprimer ministro, Zhang Gaoli que: “su país reducirá para 2020 sus emisiones de dióxido de carbono en un 40% comparado con los niveles de 2005.

“Como uno de los países en desarrollo más grandes y responsables (de esas emisiones), China se compromete a empeñarse aún más para tratar de corregir el cambio climático y asumir las responsabilidades internacionales que son proporcionales a nuestras condiciones y capacidades nacionales”, dijo el viceprimer ministro chino en su discurso durante la Cumbre del Clima 2014.

Kazajstan: El país ha puesto en marcha su propio sistema de comercio de emisiones que le ayudará a avanzar hacia una economía baja en carbono.

Myanmar: La introducción de una estrategia forestal de 30 años para proteger el 30% de sus bosques.

Israel: Compromete realizar el cambio del carbón al gas natural.

India: Duplicar su capacidad de energía eólica y solar para el año 2020.

See on Scoop.itambiente

¿Qué opinás?

 

China emite más Carbono que Estados Unidos y la Unión Europea juntas.

Las emisiones de gases de efecto invernadero están aumentando tan rápido que, de continuar a este ritmo, la Tierra superará un nivel de temperatura crítico en unos 30 años, de acue

Source: www.elmundo.es

China es el mayor emisor de carbono, siendo responsable del 27,7% de las emisiones en 2013. Le siguen Estados Unidos, con un 14,4%, el conjunto de los 28 países de la Unión Europea (9,6%) y la India (6,6%); según un artículo de Nature Geoscience.

También se advierte que si las emisiones de gases de efecto invernadero siguen aumentando al ritmo actual; la Tierra superará un nivel de temperatura crítico en unos 30 años, de acuerdo con tres estudios difundidos este domingo 21 de septiembre.

Los informes de la revista Nature, fueron publicados con “motivo de la Cumbre sobre el Clima de la ONU que se celebra el próximo martes y que fue organizada por el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, para subrayar la urgencia de la aprobación de un nuevo acuerdo global para la protección del clima”.

Es de destacar que los autores de los estudios no aportan muchas soluciones alentadoras; al indicar que “una combinación de bioenergía con captura y almacenamiento de carbono (BECCS, por sus siglas en inglés) podría eliminar dióxido de carbono de la atmósfera logrando emisiones negativas”.

“Sin embargo, su credibilidad como opción para mitigar el cambio climático no está comprobada y su uso extendido para la estabilización de supuestos escenarios climáticos podría suponer una distracción peligrosa”, advierten.

See on Scoop.itambiente

¿Qué opinás?

¿Cuál es realmente el costo de salvar al planeta del cambio climático?

¿Cuál es realmente el costo de salvar al planeta del cambio climático?

El Organismo de Protección del Medio Ambiente (EPA, por sus siglas en inglés) anunciará próximamente las nuevas normas destinadas a frenar el calentamiento de la Tierra.

Se espera que este anuncio plantee una discordia con respecto a los costos que representará para la economía su entrada en vigencia.

Por una parte los grupos anti ecologistas plantean una alerta con respecto a los altos costos y sus consecuencias negativas sobre la economía. Otras opiniones indican todo lo contrario, al afirmar que se pueden lograr grandes reducciones de las emisiones de gases de efecto invernadero con pocos costes para la economía.

La Cámara de Comercio de Estados Unidos publicó recientemente un informe crítico con respecto a las nuevas normas, considerando que su entrada en vigencia causará estragos en la economía; al estimar que un programa de reducción del carbono costaría cada año 50.200 millones de dólares de aquí al año 2030.

En la opinión del Premio Nobel de Economía 2008 Paul Krugman, esta cantidad afectaría mínimamente si se considera una economía de 17 billones de dólares en la actualidad; o se gastan actualmente 600.000 millones de la misma moneda en el presupuesto de defensa.

En su opinión, los costes reales serían más bajos casi con seguridad, por tres motivos:

  1. Deberíamos esperar un crecimiento más lento en el futuro, a medida que la generación de la explosión demográfica se jubile, lo que hará más fácil alcanzar los objetivos de emisiones. La propia Cámara de Comercio considera que el crecimiento económico, y el correspondiente aumento de las emisiones, seguirá la norma histórica y se mantendrá en el 2,5% anual.
  2. El informe de la Cámara no tiene en cuenta el espectacular avance tecnológico que está produciéndose en las energías renovables, especialmente la energía solar, y que debería facilitar aún más la reducción de las emisiones de carbono.
  3. La economía de Estados Unidos sigue deprimida; y en una economía deprimida, muchos de los supuestos costes que hay que afrontar para cumplir la normativa energética no son costes en absoluto.

La construcción de nuevas centrales eléctricas que emitan poco carbono daría empleo a unos trabajadores y un capital que, de otro modo, estarían parados y, en todo caso, serviría para impulsar la economía estadounidense.

Paul Krugman se plantea el interrogante de: ¿por qué la Cámara de Comercio de Estados Unidos se opone ferozmente a las medidas contra el calentamiento global, cuando en realidad el costo es tan pequeño?.

En su opinión, la Cámara está al servicio de intereses específicos, particularmente los de la industria del carbón y las opiniones anticientíficas del Partido Republicano.

También plantea la necesidad de que Estados Unidos asuma medidas más serias contra el calentamiento global, como manera de sentar las bases para que otras economías como Europa y Japón hagan lo mismo.

Fuente:

http://economia.elpais.com/economia/2014/05/30/actualidad/1401460158_092438.html

¿QUÉ OPINÁS?