Senado argentino trata la Ley de energía distribuida

photovoltaic-352670_960_720El próximo día martes 31 se tratará en la Comisión de Minería, Energía y Combustibles de la Cámara de Senadores de la Nación el proyecto de Ley de Generación Renovable Distribuida, que ya tiene media sanción en la Cámara de Diputados; que según anticipan distintas fuentes parlamentarias sería aprobado ese día por los integrantes de la Comisión; para posteriormente ser tratado en el recinto de la Cámara en el mes de noviembre próximo con grandes perspectivas que se convierta en Ley antes de fin de año.

Leer entrada anterior – Argentina: Diputados aprobó la Ley de Generación Distribuida

La propuesta de Ley tiene por objeto “fijar las políticas y establecer las condiciones jurídicas y contractuales para la generación de energía eléctrica de origen renovable por parte de usuarios de la red de distribución, para su autoconsumo, con eventual inyección de excedentes a la red, y establecer la obligación de los prestadores del servicio público de distribución de facilitar dicha inyección, asegurando el libre acceso a la red de distribución, sin perjuicio de las facultades propias de las provincias”.

A los efectos de este proyecto de ley, “todo usuario de la red de distribución tiene derecho a instalar equipamiento para la generación distribuida de energía eléctrica a partir de fuentes renovables hasta una potencia equivalente a la que éste tiene contratada con el distribuidor para su demanda. En el caso de que el usuario requiera instalar una potencia mayor a la que tenga contratada para su demanda deberá solicitar una autorización especial ante el distribuidor”.

El esquema de facturación que se contempla es el del modelo de balance neto; por el cual “cada distribuidor efectuará el cálculo de compensación y administrará la remuneración por la energía inyectada a la red producto de la generación distribuida de energía eléctrica a partir de fuentes renovables…”.

Será mediante la reglamentación que se establecerán mecanismos y condiciones para cesión o transferencia de los créditos provenientes de la inyección de energía entre usuarios de un mismo distribuidor.

En el caso de que “existiese un excedente monetario por los kilowatt-hora inyectados a favor del usuario-generador, el mismo configurará un crédito para la facturación de los períodos siguientes. De persistir dicho crédito, el usuario-generador podrá solicitar al distribuidor la retribución del saldo favorable que pudiera haberse acumulado en un plazo a determinar por la reglamentación, que no será superior a seis (6) meses”.

También se contempla en el proyecto la creación de un fondo fiduciario público denominado Fondo para la Generación Distribuida de Energías Renovables, que regirá en todo el territorio del país. Este Fondo tendrá por objeto “la aplicación de los bienes fideicomitidos al otorgamiento de préstamos, incentivos, garantías, la realización de aportes de capital y adquisición de otros instrumentos financieros, todos ellos destinados a la implementación de sistemas de generación distribuida a partir de fuentes renovables”.

Corresponderá a la autoridad de aplicación establecer beneficios promocionales, aplicando para su otorgamiento criterios de costo de la energía generada y/o inyectada, potencia instalada, valor de mercado de los equipamientos, diferenciación por tecnologías, diferencia horaria y/o condiciones regionales.

También se crea por esta ley, un Régimen de Fomento para la Fabricación Nacional de Sistemas, Equipos e Insumos para Generación Distribuida a partir de fuentes renovables, que será de aplicación en todo el territorio de la República Argentina y tendrá vigencia por diez (10) años a partir de la sanción de la ley y prorrogables por igual término por el Poder Ejecutivo Nacional. Las actividades comprendidas en este Régimen son las de investigación, diseño, desarrollo, inversión en bienes de capital, producción, certificación y servicios de instalación para la generación distribuida de energía a partir de fuentes renovables.

 

Anuncios

En Argentina firman acuerdo de productividad para las energías renovables

white-male-1834133_960_720El presidente Macri firmó el acuerdo multisectorial de productividad para las energías renovables, con el objetivo de mejorar la participación de las empresas nacionales en la actividad, generar miles de puestos de trabajo de calidad y cuidar el medioambiente, según parte de prensa de la Casa Rosada.

En el acto desarrollado en el Salón Blanco de la casa de gobierno, el presidente argentino remarcó que los proyectos de desarrollo de ese tipo de energías limpias son “parte del futuro y del desarrollo regional” y afirmó que a partir de las inversiones las provincias del Norte “se transformarán en potencia mundial en energía solar”.

El acuerdo fue firmado por los ministros de Producción, Francisco Cabrera; de Energía y Minería, Juan José Aranguren, y de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, Jorge Triaca, y el director general adjunto de la Aduana, Diego Dávila.

Por el sector privado lo hicieron el presidente de la Cámara de Industriales de Proyectos e Ingeniería de Bienes de Capital de la República Argentina (CIPIBIC), Luis Manini, y el coordinador del Clúster Eólico Argentino, Gastón Guarino.

Y por los gremios firmaron los secretarios generales de la Unión Obrera Metalúrgica, Antonio Caló; y de Luz y Fuerza, Guillermo Moser, y el secretario de Organización y Asuntos Gremiales de la Unión Obrera de la Construcción (UOCRA), Rubén Pronotti.

A través de la firma de este acuerdo, se espera mejorar la integración local de partes y piezas en la construcción de los parques eólicos, solares y plantas de biogás, biomasa y Pequeños Aprovechamientos Hidroeléctricos para alcanzar un 50 por ciento de contenido nacional en 2023; todo lo cual permitiría la creación de unos 9000 empleos industriales y otros 3000 en operación y mantenimiento en el sector de las energías renovables.

Como parte del Acuerdo por la Producción y el Empleo para Energías Renovables, el sector privado se compromete a incorporar 2.000 nuevos empleos en el marco de la ronda 2 del programa RenovAR, profundizar el perfil exportador de las compañías, desarrollar mejoras de productividad y obtener certificados de calidad, además de aumentar la integración local. Los sindicatos, por su parte, se comprometen a mejorar la productividad laboral, realizar modificaciones a los convenios que se adapten a la realidad del sector y participar de planes de capacitación junto con las empresas.

Por parte el Estado argentino, el compromiso asumido se refiere a:

  1. Crear previsibilidad y desarrollo del mercado de energías renovables al 2025 para alcanzar al menos el 20% de la matriz eléctrica nacional en el marco de la Ley N° 27.191.
  2. Promover la inversión y radicación en Argentina de tecnólogos y desarrolladores internacionales con asistencia de la Fundación Argentina para la Promoción de Inversiones y Comercio Internacional.
  3. Establecer mecanismos de estímulo a la integración nacional en el marco de la adjudicación de proyectos con mayor contenido local en las ofertas, en el marco de precios competitivos.
  4. Establecer un beneficio fiscal equivalente al 20% de la integración local utilizable para el pago de impuestos nacionales para los proyectos que incorporen al menos un 30% de componentes electromecánicos de origen nacional.
  5. Definir el componente nacional sujeto al beneficio fiscal que incentiva la integración de cadenas globales de valor mediante mínimos de integración progresiva que inician en el 35% para el caso de equipamiento para energía eólica alcanzando el 50% en 2023; instrumentado mediante Resolución Conjunta N° 1 de fecha 28 de septiembre de 2017 del Ministerio de Producción y del Ministerio de Energía y Minería.
  6. Establecer un esquema arancelario que promueve la integración de partes no producidas en Argentina a bajo costo, promoviendo su importación a arancel 0%, incrementando el arancel del aerogenerador al 14%, instrumentado mediante el Decreto N° 814 de fecha 10 de octubre de 2017.
  7. Crear el Registro de Fabricantes y Proveedores de Componentes destinados a la Producción de Energía Eléctrica a partir de Fuentes Renovables que da a conocer a desarrolladores y tecnólogos internacionales la oferta local de aprovisionamiento de partes y componentes, por medio de la Resolución Conjunta N° 1 de fecha 28 de septiembre de 2017 del Ministerio de Producción y del Ministerio de Energía y Minería.
  8. Solicitar a los Estados provinciales y municipales la no aplicación de Ingresos Brutos ni sellados, entre otros gravámenes locales, muchos menos regalías al viento o al sol; de manera de procurar la estabilidad fiscal del sector en el territorio provincial.

Parte de Prensa Casa Rosada

Vídeo Firma del Acuerdo

Perspectivas 2030 del almacenamiento de energía

Los sistemas de baterías para aplicaciones estacionarias han comenzado a crecer rápidamente en el mundo a partir de la comercialización de nuevas tecnologías de almacenamiento, que han conducido a considerables y rápidas reducciones de costos, especialmente cuando nos referimos a baterías de iones de litio, pero también para las baterías de altas temperaturas de sodio-azufre (“NAS”) y las llamadas baterías de “flujo”.

Según un estudio de la Agencia Internacional de Energía Renovable (IRENA, por sus siglas en inglés), denominado “ELECTRICITY STORAGE AND RENEWABLES: COSTS AND MARKETS TO 2030”; al igual que los paneles solares fotovoltaicos (PV) de una década atrás; los sistemas de almacenamiento de energía, ofrecen un enorme potencial de despliegue y reducción de costos; estimándose que para el año 2030 los costos totales de instalación podrían caer entre 50% y 60%, impulsados por la optimización de las instalaciones de fabricación y las mejores combinaciones y uso reducido de materiales. La duración de la batería y el rendimiento también seguirán mejorando, lo que ayudará a reducir el costo de los servicios prestados. Para el caso de las baterías de iones de litio, los costos para aplicaciones estacionarias podrían caer por debajo de U$D 200 por kilovatio-hora para 2030.

En Alemania, por ejemplo; los costos de la batería de iones de litio doméstica de pequeña escala han disminuido más del 60% desde finales de 2014. Además, la constante mejora de la viabilidad económica ha abierto nuevas aplicaciones para el almacenamiento de energía.

En el caso de las aplicaciones estacionarias parece crecer de solo 2 gigavatios (GW) en todo el mundo en 2017 a alrededor de 175 GW, rivalizando con el almacenamiento de energía hidroeléctrica bombeada, que alcanzará los 235 GW en 2030. Mientras tanto, la reducción de los costos de instalación, mayor vida útil, el aumento del número de ciclos y el mejor rendimiento; reducirán aún más el costo de los servicios de electricidad almacenada.

Descargar Informe completo

Los desafíos de las autopartistas argentinas

production-2612056_960_720

El sector automotriz se caracteriza por una cadena de valor de fuerte integración a nivel global, que lleva a las terminales líderes a ejercer una fuerte gobernanza a través de su gran poder de compra que les permite exigir a sus proveedores cumplir determinados estándares de calidad, a adoptar ciertos sistemas de información y procesos de negocios y a realizar tareas de innovación de manera conjunta, de modo tal que sean capaces de ofrecer conjuntos y subconjuntos con mayor contenido tecnológico incorporado al menor costo posible.

En Argentina, esta cadena de valor se caracteriza por tres eslabones: un primer eslabón constituido por un grupo de empresas proveedoras de insumos difundidos, como ser: acero, aluminio, productos plásticos y petroquímicos, vidrio, caucho, etc. Un segundo eslabón integrado por un número considerable de firmas autopartistas cuya función es transformar los insumos difundidos para la elaboración de partes, piezas y sistemas. Por último, el tercer eslabón lo constituyen las empresas terminales, encargadas de las actividades de ensamblado y terminación de los vehículos automotores.

Entonces para optimizar la calidad de sus productos, procesos y obtener el reconocimiento internacional de sus productos; estas empresas proveedoras en la cadena de valor automotriz se verán obligadas de disponer de un único certificado reconocido por diferentes fabricantes líderes. Con este objetivo, la International Automotive Task Force (IATF) ha publicado la norma IATF 16949:2016 que reemplaza a ISO/TS 16949:2009, como la norma para la gestión de la calidad de la industria automotriz y cuyo objetivo es mejorar la eficacia del sistema y la calidad de los procesos de las empresas del sector, la cual se focaliza en el proceso de mejora continua que permita aumentar la satisfacción del cliente, identificar errores y riesgos en el proceso de producción y en la cadena de suministro, eliminar sus causas y examinar las medidas correctivas y preventivas adoptadas para su eficacia.

La International Automotive Task Force (IATF) es un grupo “ad hoc” conformado por los principales fabricantes de automóviles del mundo con el propósito de:

  • Desarrollar políticas y procedimientos para el esquema común de registro de terceros del IATF para asegurar la coherencia en todo el mundo.
  • Proporcionar la capacitación adecuada para respaldar los requisitos de la IATF 16949 y el esquema de registro de la IATF.
  • Establecer enlaces formales con los organismos apropiados para apoyar los objetivos del IATF.

Los miembros de IATF incluyen a los siguientes fabricantes de vehículos: BMW Group, FCA US LLC, Daimler AG, FCA Italy Spa, Ford Motor Company, General Motors Company, PSA Group, Renault, Volkswagen AG y las asociaciones de fabricantes de vehículos respectivos – AIAG (EE.UU.), ANFIA (Italia), FIEV (Francia), SMMT (Reino Unido) y VDA QMC (Alemania).

La nueva versión de la norma IATF 16949:2016, sigue la estructura de la ISO 9001:2015 e incluye, por lo tanto, todos los nuevos requisitos de la misma. Adicionalmente, como principales requisitos para el sector destacan:

  • la gestión de riesgos y la definición de planes de contingencia eficaces,
  • un mayor rigor en los requisitos para la gestión de la cadena de suministro,
  • la definición de un proceso para la gestión de garantías y el análisis de fallos de campo.

Esta nueva versión 2016 anula y sustituye a la ISO/TS 16949:2009 y la actualización será necesaria antes de septiembre de 2018. Además, después del 1 de octubre de 2017 las organizaciones sólo serán auditadas y certificadas según la nueva norma.

Algunas de las nuevas mejoras que incorpora esta versión 2016 para dar respuesta a los recientes problemas de la industria de la automoción son:

  • Requisitos para partes y los procesos relacionados con la seguridad
  • Mejora de los requisitos de trazabilidad de productos para apoyar los últimos cambios regulatorios.
  • Requisitos para productos con software integrado.
  • Proceso de gestión de la garantía que incluye abordar NTF (No Trouble Found) y directrices de la industria automotriz.
  • Aclaración de la gestión de proveedores de segundo nivel y requisitos de desarrollo.
  • Incorporación de los requisitos de responsabilidad corporativa

Los beneficios que proporciona su implementación y certificación, se pueden resumir en:

  • La aplicación de prácticas acordadas y reconocidas internacionalmente para la gestión de la calidad en el sector de la automoción.
  • Compartir un lenguaje común para tratar con clientes de negocios y proveedores de todo el mundo
  • Aumentar la eficiencia y de la eficacia de los procesos
  • Sistematizar la mejora continua de sus procesos.
  • Asegurar un modelo para la entrega de excelencia a los clientes y otras partes interesadas.

El acuerdo sectorial alcanzado entre el gobierno argentino, las provincias de Santa Fe, Córdoba y Buenos Aires, trabajadores y empresas para mejorar la competitividad del sector automotriz en base al consenso, el diálogo y el compromiso de todos los actores, fija como objetivos aumentar la producción hasta llegar a fabricar un millón de vehículos en 2023 y exportar a más países; aumentando la participación de las Pymes autopartista nacionales en la fabricación de los autos.

Sin duda entonces, para integrarse a esta cadena de valor autopartista; las empresas van a necesitar de disponer de una certificación válida como es la IATF 16949:2016 de su sistema de gestión de la calidad, caso contrario tienen muy pocas posibilidades para integrarse y desde luego, ninguna posibilidad de servir a un fabricante de equipo original para la industria automotriz.

Energías renovables: Argentina desgrava la importación de bienes de capital

El gobierno argentino promulgó el Decreto 814/2017, por el cual se reducen hasta un 0% los alícuotas al Derecho de Importación Extrazona (D.I.E.) de bienes de capital por fuera de lista de la Nomenclatura Común del Mercosur (M.C.N.), que sean necesarios para cumplir las metas del Régimen de Fomento Nacional para el Uso de Fuentes Renovables de Energía destinada a la Producción de Energía Eléctrica y que no tengan producción local o que resultan necesarios para la integración con bienes de fabricación local.

Esta medida se complementa con la Resolución Conjunta 1-E/2017 de los ministerios de Energía y Producción, que permite “nacionalizar parcialmente” aquellas partes traídas del exterior al ensamblarlas en el país.

Por este Decreto se prorroga la desgravación para bienes de capital de la industria eólica y solar, que fijó la Ley 27.191 hasta diciembre del presente año, por el plazo de 5 años (60 meses) más; pero con algunas modificaciones.

En el Anexo I del nuevo Decreto 814/2017 se incluye una gran parte de insumos que estarán libres de gravámenes.

En el Anexo II se establece que un Generador fotovoltaico, sin incluir estructuras de soporte ni máquinas y aparatos mecánicos con función propia; podrá ser importado con un 0% de gravamen; el cual tendrá una vigencia de SESENTA (60) meses, contados a partir del 1° de julio de 2018.

A partir del primer día del 2018, un Aerogenerador de potencia superior a 700 kW pasará a estar gravado con un 14 por ciento, tal como lo establece el Anexo III del Decreto citado.

Estos aranceles serán aplicables únicamente cuando el importador definitivo de las mercaderías sea:

  1. el titular de un proyecto de generación, cogeneración o autogeneración de energía eléctrica de fuente renovable inscripto en el REGISTRO NACIONAL DE PROYECTOS DE GENERACIÓN DE ENERGÍA ELÉCTRICA DE FUENTE RENOVABLE (RENPER), creado por el artículo 9° de la Resolución N° 281 de fecha 18 de agosto de 2017 del MINISTERIO DE ENERGÍA Y MINERÍA; o
  2. la persona humana o jurídica inscripta en el Registro de Fabricantes y Proveedores de Componentes destinados a la Producción de Energía Eléctrica a partir de Fuentes Renovables de la SUBSECRETARÍA DE GESTIÓN PRODUCTIVA de la SECRETARÍA DE INDUSTRIA Y SERVICIOS del MINISTERIO DE PRODUCCIÓN, creado por el artículo 8° de la Resolución Conjunta N° 1 de fecha 28 de septiembre de 2017 del MINISTERIO DE ENERGÍA Y MINERÍA y del MINISTERIO DE PRODUCCIÓN.

Con esta disposición y como se expresa en el propio texto, se busca la promoción de la industria nacional, el fomento al desarrollo local y la investigación como ejes fundamentales del mismo.

Ver Decreto 814/2017

Argentina avanza en su proyecto para fomentar la generación distribuida

renewable-1989416_1920En la Comisión de Energía y Combustibles de la Cámara de Diputados de la Nación, se dio curso favorable al proyecto de ley para fomentar la generación distribuida de energía renovable.

Por este proyecto de ley denominado “Régimen de Fomento a la Generación Distribuida de Energía Renovable Integrada a la Red Eléctrica Pública”, se fijan las políticas y se establecen las condiciones jurídicas y contractuales para la generación de energía eléctrica de origen renovable por parte de usuarios de la red de distribución, para su autoconsumo, con eventual inyección de excedentes a la red y se establece la obligación de los Prestadores del Servicio Público de Distribución de facilitar dicha inyección, asegurando el libre acceso a la red de distribución.

Lo más destacado por los legisladores que conforman la Comisión es que la iniciativa fue consensuada a partir de distintos proyectos y que se permitirá la generación de industria nacional a partir de la fabricación de los equipos e insumos necesarios para la aplicación de la ley. A este respecto se crea el “Régimen de Fomento para la Fabricación Nacional de Sistemas, equipos e Insumos para Generación Distribuida a partir de fuentes renovables, en adelante “FANSIGED” en la órbita del Ministerio de Producción u organismo que lo reemplace en el futuro”. Las actividades comprendidas en el FANSIGED son: investigación, diseño, desarrollo, inversión en bienes de capital, producción, certificación y servicios de instalación para la generación distribuida de energía a partir de fuentes renovables.

Por esta iniciativa, todo usuario tendrá “derecho a instalar equipamiento para la generación distribuida de energía eléctrica a partir de fuentes renovables hasta una potencia equivalente a la que éste tiene contratada con el Distribuidor para su demanda”.

Además, se establece que “todo proyecto de construcción de edificios públicos deberá contemplar la utilización de algún sistema de generación distribuida proveniente de fuentes renovables, conforme al aprovechamiento que pueda realizarse en la zona donde se ubique, previo estudio de su impacto ambiental en caso de corresponder, conforme a la normativa aplicable en la respectiva jurisdicción”.

El subsecretario de Energías Renovables, Sebastián Kind; afirmó que “para el Poder Ejecutivo es una norma muy importante” y se trata de “una perfecta complementación con la Ley 27.791”. El funcionario se comprometió a que una vez sancionada la ley, sea rápidamente reglamentada.

El esquema de facturación que contempla el proyecto de ley es el de Balance Neto de Facturación, por el cual el Usuario-Generador recibirá una Tarifa de Inyección por cada kilowatt-hora que entregue a la red de distribución. El precio de la Tarifa de Inyección será establecido por la reglamentación de manera acorde al Precio Estacional correspondiente a cada tipo de usuario que deben pagar los Distribuidores en el Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) conforme el Artículo 36° de la Ley N° 24.065, y sus reglamentaciones.

Será el Distribuidor quien reflejará en la facturación que usualmente emite por el servicio de energía eléctrica prestado al Usuario-Generador, tanto el volumen de la Energía Demandada como el de la Energía Inyectada por el Usuario-Generador a la red, y los precios correspondientes a cada uno por kilowatt-hora. El valor a pagar por el Usuario-Generador será el resultante del cálculo neto entre el valor monetario de la Energía Demandada y el de la Energía Inyectada antes de impuestos.

De existir un excedente monetario por los kilowatt-hora inyectados a favor del Usuario-Generador, el mismo configurará un crédito para la facturación de los períodos siguientes. De persistir dicho crédito, el Usuario-Generador podrá solicitar al Distribuidor la retribución del saldo favorable que pudiera haberse acumulado en un plazo a determinar por la reglamentación, que no será superior a SEIS (6) meses.

También se dispone que “el distribuidor no podrá añadir ningún tipo de cargo adicional por mantenimiento de red, peaje de acceso, respaldo eléctrico o cualquier otro concepto asociado a la instalación de equipos de generación distribuida”.

Otro aspecto acordado por los legisladores es el de eliminar en todo el texto de la Ley la palabra “bidireccional” y, que figure sólo “equipo de medición”, de manera que la interpretación sea más amplia y que se pueda aplicar más de un medidor en caso de que se establezca jurisdiccionalmente. Esta decisión se tomó luego de la gran controversia que trajo el tema sobre sí se debían instalar dos medidores o uno solo bidireccional, a partir de la posición de buena parte de la prestadoras del servicio eléctrico del país, que sostienen que es imprescindible el uso de dos medidores para que no se vea alterada su rentabilidad en concepto de operación, mantenimiento e inversión en redes.

El próximo paso es el tratamiento del proyecto en la Comisión de Presupuesto y Hacienda; donde se considera que avanzará rápidamente; esperándose la media sanción de la Ley en lo que resta del año 2017.

Los errores estratégicos de los proveedores del sector automotriz

La movilidad eléctrica significa un cambio importante en los distintos componentes que equipan los vehículos híbridos y eléctricos que necesariamente exigirá una adaptación de los proveedores del sector de automotriz.

Paul Eichenberg es un consultor especializado en el desarrollo y la ejecución de soluciones a los complejos desafíos que enfrenta la industria automotriz actual con la irrupción de la movilidad eléctrica.

Para Eichenberg, “la década entre los años 2020 y 2030 será la década de la electrificación, y si los proveedores no desarrollan una estrategia de e-movilidad y realizan inversiones ahora para operar en esa década, corren el riesgo de morir atropellados en la autopista automotriz global”.

Y esto es así según el analista, porque la “electrificación de vehículos está llegando mucho más rápido de lo que la mayoría de analistas de la industria esperan, ya que se acelera el aumento de las regulaciones para reducir las emisiones de CO2, el desarrollo de la tecnología de baterías en curso y; los aumentos de costos y la disminución de oportunidades para mejorar económicamente los motores de combustión interna”. Por lo que estima que las tres cuartas partes de los 100 principales proveedores de automoción del mundo pueden no sobrevivir con la electrificación de los propulsores a menos que hagan planes ahora; considerando que como predice Eichenberg: las tecnologías de electrificación afectarán a casi todos los vehículos producidos en 2030.

Para ese año, Eichenberg estima que el 57% de los vehículos anuales que se fabriquen serán eléctricos, híbridos enchufables o vehículos con sistemas eléctricos de 48 voltios, creando un mercado anual de 213.000 millones de dólares para las baterías, los motores y la electrónica. Por caso, los vehículos autónomos requerirán de tecnologías tales como dirección, frenos eléctricos y sofisticados sistemas de a bordo; todo lo cual aumentará significativamente el consumo eléctrico. Además, la creciente regulación mundial sobre los gases contaminantes también está impulsando la electrificación, y los nuevos estándares de emisiones de CO2 en China y Europa están a punto de entrar en vigor.

Analizando la actual cadena de suministro de la industria automotriz, Eichenberg considera que muchos de los proveedores del sector automotriz tradicional están cometiendo uno o más de los siguientes errores estratégicos:

  • Carecen de una comprensión de hacia dónde se dirige la industria;
  • Están mirando el horizonte de tiempo equivocado y están esperando demasiado tiempo para centrarse en la llegada de la electrificación
  • Están apostando al pasado, invirtiendo en una cartera de productos moribundos, en lugar de invertir en el futuro;
  • Tienen un modelo organizacional incorrecto sin estructura electrónica, escala o plataforma;
  • Emplean el personal equivocado, con conjuntos de habilidades de ingeniería enfocados en mecánica y materiales en lugar de eléctricos y software;
  • Están buscando retornos seguros en los activos desplegados a corto plazo, en lugar del alto potencial de recompensa de la transición a un futuro digital.

Advirtió que los fabricantes de automóviles europeos ya se están enfocando en esas tecnologías eléctricas que les ayudarán a cumplir con el siguiente requerimiento regulatorio para las emisiones, como es la Norma Euro VII; que se espera entre en vigencia entre 2025 y 2030. Además, las normas de la Unión Europea exigirán una economía de combustible para las flotas de 4,13 litros por cada 100 km, y las regulaciones propuestas podrían empujar esa cifra hasta los 3,2 l/100 km; que las automotrices planifican cumplir con un mix de vehículos eléctricos e híbridos enchufables y los denominados híbridos suaves: vehículos con un motor de combustión interna mejorados con sistemas eléctricos de 48 voltios, frenos de arranque y regenerativos.

Este cambio de enfoque radical se extenderá a los fabricantes de automóviles en China, América del Norte y el resto del mundo pronto, abriendo enormes oportunidades para los proveedores que puedan proporcionar la columna vertebral eléctrica de todos los principales sistemas automotrices, incluyendo baterías, motores eléctricos y electrónica de potencia .

Por el contrario, este cambio a la movilidad eléctrica también pondrá en peligro el futuro a largo plazo de las empresas que sólo suministran componentes para vehículos con motor de combustión interna.

Fuente:

https://chief-strategist.com/

Innovador sistema de frenos para vehículos eléctricos

20170810-newwheel-img-car-dataLa empresa alemana Continental AG, uno de los principales fabricantes europeos de neumáticos y otras piezas para la industria automotriz y de transporte; ha desarrollado un nuevo concepto de frenado para vehículos eléctricos.

El nuevo sistema denominado “New Wheel Concept”, reduce el peso de la rueda y del propio freno; asegurando así un menor gasto de energía en el frenado, al integrar la rueda con la llanta que consta de dos partes individuales de aluminio: una parte exterior sobre la que se monta el neumático y otra central interior con forma de estrella sobre la cual se atornilla un disco de freno de gran diámetro fabricado en aluminio

La ventajas de este sistema no pasan tanto por una cuestión de potencia de frenada, ya que en los vehículos eléctricos el autofreno eléctrico permite que el sistema de frenos convencional intervenga menos; sino en el ahorro de peso, un factor clave en los vehículos eléctricos. Otras ventajas están referidas a la mayor sencillez de los cambios de ruedas y pastillas de freno, y además; al utilizar aluminio, el sistema está libre de la formación de óxido, como es normal en los discos de hierro fundido; perjudicando con su aparición el efecto de frenado.

20170810-newwheel-img-explosion-data

Este nuevo sistema será presentado a los fabricantes de vehículos eléctricos en el próximo Salón de Frankfurt a realizarse del 14 al 24 de septiembre próximo. Desde la empresa afirman que el “precio de esta rueda será competitivo ya que utiliza como material predominante el aluminio. En teoría, será bastante más barato que el carbono y otros materiales utilizados actualmente en la automoción”. Además, “estas ruedas se podrán instalar en todo tipo de vehículos eléctricos ya que los habrá de distintos tamaños. Es cuestión de cambiar el tamaño de los discos de frenos y de las mordazas o pinzas”.

“La electro movilidad necesita nuevas soluciones para la tecnología de frenado también”, dice Matthias Matic, jefe de la unidad de negocios de Continental Hydraulic Brake Systems. “Usar frenos convencionales no es muy efectivo en este caso. El nuevo concepto de rueda cumple todas las exigencias. Utilizamos nuestro know-how de frenado para desarrollar una solución que proporciona un efecto de frenado consistentemente confiable en el vehículo eléctrico”.

Continental asume, después de los resultados de las pruebas prácticas iniciales, que el disco de aluminio no está sujeto a desgaste, a diferencia de los discos de hierro fundido; ya que con el nuevo concepto de rueda, la abrasión sólo tiene lugar en las almohadillas.

Debido a que el disco de freno está fijado en el exterior y el freno se acopla desde el interior, la pinza de freno se puede diseñar particularmente ligera y rígida. La fuerza de frenado se transmite en gran parte simétricamente al centro del eje, con un efecto favorable sobre la rumorosidad del freno. Un efecto secundario particularmente atractivo para un vehículo eléctrico de por sí silencioso.

Fuente:

https://www.continental-corporation.com/en/press/press-releases/an-innovative-wheel-and-braking-concept-for-electric-vehicles-92514

Videos:

https://youtu.be/aAjNy3ic_8Q

https://youtu.be/j_UGpEmKZTc

Toyota desarrolla batería de estado sólido para su vehículo eléctrico

macro-1721265_1920Por informaciones periodísticas ha trascendido que la automotriz japonesa TOYOTA está desarrollando un nuevo modelo de vehículo eléctrico, información que por sí sola no representa ninguna novedad innovadora, a no ser por una novedosa y revolucionaria tecnología de batería de estado sólido que equiparía al nuevo modelo a comercializarse a partir de 2022.

De cumplirse estos trascendidos periodísticos, TOYOTA estaría cambiando las reglas de juego del sector; al introducir en el mercado un modelo de vehículo eléctrico de elevada autonomía con lo que se adelantaría a la competencia en unos tres años, permitiéndose recuperar terreno en un mercado altamente competitivo.

La nueva tecnología en baterías, estaría dando respuesta a factores críticos de las actuales baterías de ion litio de electrolito líquido, como son: costo, seguridad, densidad de energía, tiempos de carga y ciclos de vida útil.

La principal característica de esta nueva tecnología, clave en el desarrollo de los vehículos eléctricos; es que no incorporan en su interior el electrolito acuoso que sí necesitan las de ion de litio para desempeñar su función, con lo cual se reducirían los tiempos de recarga, pasando de los actuales 160 km en 30 minutos con tomas de 50 kW, a una autonomía por encima de los 300 km en el mismo tiempo de recarga.

Se trata de la utilización de un compuesto sólido, como puede ser metal de litio, magnesio o sodio; que reemplaza al electrolito líquido conductor actualmente utilizado, realizando la misma función de transferir los iones necesarios para la reacción electro química reversible que tiene lugar entre el cátodo y el ánodo.

Las ventajas que ofrece la utilización de un compuesto sólido para las celdas, además de reducir el tiempo de recarga; están referidas a una densidad energética del orden del 95% mayor , por lo que tienen más capacidad; menor temperatura de trabajo, mejorando así su seguridad; siendo mucho menor el riesgo de incendio o incluso explosión en caso de impacto; una vida útil que se estima podría ser de hasta cinco veces superior a las actuales y la reducción notable del drenaje pasivo, o sea la descarga de la batería fuera de uso. Como desventaja se señala su mayor peso.

Según la opinión de expertos, se trata de una tecnología que se encuentra a un par de años de llegar al mercado; siendo los antecedentes de trabajos de investigación más importantes los que realizan desde hace tiempo fabricantes como Samsung o LG; ahora las cuestiones clave a resolver, serán poder llevar estos avances desde el laboratorio a la producción en masa y como esto impactará en la evolución de los precios de las baterías.

 

 

 

Incentivos a Pymes en el proyecto de ley de generación distribuida

sunset

En la Comisión de Energía y Combustibles de la Cámara de Diputados de Argentina se alcanzó el consenso para avanzar en la aprobación de un proyecto de ley unificado entre el oficialismo y la oposición, para autorizar la inyección de energía limpia a la red de distribución de energía eléctrica por parte de usuarios particulares.

El acuerdo se alcanza sobre la base de las propuestas que oportunamente presentaron los legisladores Juan Carlos Villalonga (Cambiemos), Luis Bardeggia (Frente Para la Victoria), Néstor Tomassi (Bloque Justicialista) , Gustavo Bevilacqua, del bloque Federal Unidos por una Nueva Argentina, y Jorge Taboada diputado de Chubut Somos Todos; acordándose realizar en el próximo mes de agosto una reunión plenaria en conjunto con la de “Presupuesto y Hacienda”, para acelerar el tratamiento legislativo de la denominada Ley de “Régimen de Fomento a la Generación Distribuida de Energía Renovable Integrada a la Red Eléctrica Pública”.

Esta ley habilitará a los usuarios particulares a inyectar la energía eléctrica excedente que obtengan de la producción de equipos de energías renovables como paneles solares, biodigestores, turbinas hidroeléctricas o aerogeneradores de baja potencia; y para el caso de la construcción de nuevos edificios públicos, la nueva legislación establece que “se deberá contemplar la utilización de algún sistema de generación distribuida proveniente de fuentes renovables, conforme al aprovechamiento que pueda realizarse en la zona donde se ubique”.

La energía demandada, generada y/o inyectada a la red de distribución por el Usuario-Generador; se contabilizará por un equipo de medición bidireccional homologado y el esquema tarifario que se propone es el Net Billing.

Con respecto al fomento de la industria nacional, el proyecto de Ley prevé “beneficios diferenciales prioritarios para la adquisición de equipamiento de generación distribuida a partir de fuentes renovables de fabricación nacional, siempre y cuando los mismos cumplan con los requisitos de integración de valor agregado nacional que establezca la reglamentación”.

También se plantea la creación de un Régimen de Fomento para la Fabricación Nacional de Sistemas, equipos e Insumos para Generación Distribuida a partir de fuentes renovables, denominado “FANSIGED” que tendrá una vigencia de diez (10) años a partir de la promulgación de la ley y al cual podrán adherir las Micro, Pequeñas y Medianas empresas radicadas en el país.

Los instrumentos, incentivos y beneficios que contempla el Régimen de Fomento a la industria nacional están establecidos en el Artículo 34 del proyecto de ley y los mismos se refieren a:

  • Certificado de crédito fiscal sobre la inversión en investigación y desarrollo, diseño, bienes de capital, certificación para empresas fabricantes, el cual se podrá aplicar al pago de impuestos nacionales por la totalidad de los montos a abonar en concepto de Impuesto a las Ganancias, Impuesto a la Ganancia Mínima Presunta, Impuesto al Valor Agregado, Impuestos Internos.
  • Amortización acelerada del Impuesto a las Ganancias, por la adquisición de bienes de capital para la fabricación de equipos e insumos destinados a la generación distribuida de energía a partir de fuentes renovables, con excepción de automóviles.
  • Devolución anticipada del Impuesto al Valor Agregado por la adquisición de los bienes aludidos en el inciso anterior.
  • Acceso a financiamiento de la inversión con tasas preferenciales a través de las líneas de financiamiento FONAPYME Inversión Productiva, FONDEAR Energías Renovables, y las líneas de inversión productivas impulsadas por el Ministerio de Producción o al órgano que un futuro lo reemplace.
  • Acceso al Programa de Desarrollo de Proveedores, con el objetivo de fortalecer las capacidades del sector productivo, a través de la promoción de inversiones, la mejora en la gestión productiva de las empresas, el incremento de la capacidad de innovación, la modernización tecnológica, con el propósito de sustituir importaciones y promover la generación de empleo calificado.

En este mismo Artículo 34 se establece que será la Autoridad de Aplicación quien establecerá el porcentaje mínimo de composición de materias primas e insumos nacionales exigibles para los beneficiarios de este régimen, no pudiendo ser menores al 25% durante los primeros tres años de vigencia de la ley y de un 40% a posteriori.

Ver Proyecto de Ley