La energía fotovoltaica redujo la demanda de electricidad

MEI-solar-demand-reduction

En los últimos cinco años los hogares australianos han sufrido la duplicación de sus facturas de electricidad, motivado fundamentalmente por los crecientes costos de la red; como consecuencia de la construcción de una red con previsiones de demanda que nunca se cumplieron.

La razón por la que no se cumplieron está en que las empresas energéticas no consideraron el impacto que tendrían dos importantes innovaciones, como son la eficiencia energética y la energía solar fotovoltaica distribuida. En consecuencia, los consumidores terminaron pagando miles de millones de dólares para una red de gran tamaño, en previsión de picos de demanda que no se produjeron.

Un nuevo estudio de investigación del Instituto de Energía y la RMIT University; ambos de Melbourne; ha puesto en relieve cómo la demanda de electricidad se ha reducido en los últimos cinco años y la influencia que han tenido en esta reducción las medidas de eficiencia energética y el boom de las instalaciones fotovoltaicas en los hogares y comercios de Australia.

Los autores del estudio, denominado Cinco años de caída del consumo anual de electricidad suministrada a red en el este de Australia: Causas y Consecuencias; señalan que ha habido una disminución general del consumo, con una reducción promedio de alrededor de 1 GW; con las siguientes características de consumo en el transcurso del día: de madrugada a partir de las 2 de la mañana, la reducción de la demanda ha sido del orden de los 1,5 GW; y la mayor reducción del consumo se observa en la franja horaria del mediodía, en que la energía solar fotovoltaica cobra importancia; permitiendo una caída de la demanda de 3GW.

Para poner en contexto esta caída de la demanda, hay que considerar el gran impulso a la instalación de paneles de energía solar fotovoltaicos en los hogares australianos, que facilitó la instalación en  1,44 millones de hogares con un total de 4,4 GW de energía solar instalada. A partir de esta situación no se han vuelto a registrar más ‘superpicos’ en la demanda de electricidad.

Los picos más altos ocurrieron entre 2009 y 2011, y en el medio día o media tarde, siendo ahora estos picos cubiertos por la energía solar distribuida, que en la mayoría de los estados australianos ha desplazado el pico de la demanda a la media noche. Este es uno de los beneficios no reconocidos, y no recompensados, de las instalaciones fotovoltaicas residenciales y comerciales.

En total, los autores observaron que en los cinco años transcurridos desde 2009, el consumo anual de electricidad en el este de Australia ha disminuido en un 7 por ciento, aun cuando la economía australiana creció un 13 por ciento.

Esta caída en el consumo no fue planificada ni por las autoridades políticas ni por los participantes del mercado, como se refleja en el gráfico si comparamos las previsiones con la demanda actual, pero los consumidores siguen pagando y lo seguirán haciendo por estos pronósticos alejados de la realidad.

MEI-forecasts

El riesgo que enfrentan ahora los consumidores, es la respuesta que darán los responsables políticos a las más que seguras presiones de las empresas energéticas para revertir esta situación en detrimento de la eficiencia energética, las energías renovables y los programas de mitigación del cambio climático.

Fuente:

http://reneweconomy.com.au

Anuncios

stacruzricardo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s